Navegando por
Etiqueta: recetas dulces

Recetas de primavera con productos de temporada.

Recetas de primavera con productos de temporada.

En nuestra sección de recetas de cocina nos gusta darte ideas para variar el menú tradicional que solemos hacer a diario.

En la web “soy de temporada” puedes ver, mes a mes, qué producto está entrando o saliendo.

A parte que si pinchas en cada fruta o verdura te sale mas información sobre las provincias productoras, tiempo de cultivo, trucos para saber si está madura, etc.

Lo cual es muy importante según la propia web porque es bueno para tu salud, tu bolsillo y el medio ambiente.

Además de ayudar a reducir las emisiones de CO2 y apoyar la sostenibilidad de la tierra.

Consumes productos que han sido recogidos en su punto óptimo de maduración a un precio justo y que favorece la economía local.

Dicho lo cual y centrándonos en los productos del mes de Marzo vamos a deleitarnos el paladar.

tartar de salmon y aguacate
tartar salmón y aguacate via petit chef.
acelgas fritas con tomate
acelgas fritas con tomate en contigo en la playa.
plato de coliflor con papas
Coliflor con papas al pimentón por hogarmanía.
crujiente pomelo y yogur
Crujiente de pomelo y yogur via directo al paladar.

¿Qué recetas de primavera son las que mas utilizas en tu menú?

¿Tienes alguna que quieras compartir con nosotros?

Cuéntanos en los comentarios cuál es esa receta que más te gusta hacer ahora en primavera y nosotros haremos un post con el recopilatorio.

Postres en vasitos, minipostres.

Postres en vasitos, minipostres.

Postres minis, o en pequeñas porciones porque con los atracones que nos metemos en estas fiestas al llegar a lo último ya estamos que no podemos mas ¿verdad?.

Menos yo, que no sé cómo lo hago que siempre guardo un hueco en el estómago para la parte más dulce de las comidas y cenas.

¡Dónde esté un buen dulce que se quite lo demás!.

Hoy algunas ideas a ver si logramos, entre todos, que no quede ni rastro en los platos … Bueno en este caso en los vasos 😉

postres vaso tiramisu directo al paladar
vasitos de tiramisú en directo al paladar.
postres arroz con leche mj
postres de arroz con leche via las recetas de mj.
postres julia y sus recetas
kiwi y mascarpone en Julia y sus recetas.
postres bajo una nube
soufle de turron en vaso de chocolate via bajo una nube.
postres platano con caramelo salado
postres de tarta de platano con caramelo salado en que cosa tan dulce.

Imagen principal del post via chobani.

Helado casero para toda la familia

Helado casero para toda la familia

Parece que no, pero el buen tiempo está a la vuelta de al esquina, empiezan a apetecer un helado y, mejor aún, si son helados caseros. Sorbetes, cucuruchos, con o sin palo, en tarrinas o moldes de silicona… Si los podemos hacer en casa siempre estarán disponibles y doblemente sanos.

En Labores en red ya hemos tenido alguna entrada sobre helados, o bien hemos ofrecido ese uso para otros productos como el kéfir. Aumentemos con esta entrada las opciones posibles.

Ya que los hacemos en casa, la intención es hacerlos lo más saludables posibles. Nos lo venden como saludable porque llevan fruta y leche, pero no dejan de ser un poco “chuchería”.

Si tenemos alguna necesidad especial, como evitar el azúcar o el gluten o la lactosa, hacerlos en casa es una opción muy recomendable.

 

helado plátano y bebida de almendra
Cómo hacer helados saludables (vía Dime qué comes)

 

Para hacer nuestros propios helados debemos contar con una batidora potente y un congelador. Lo mejor, que no pasen mucho tiempo congelados, hacerlos casi para el momento. De otro modo se convertirán en una masa dura de hielo.

Diferentes ideas para hacer helados

Como era de esperar, para hacer nuestros helados utilizaremos preferiblemente de frutas de temporada, como el melocotón.

 

helado melocotón
Helado cremoso de melocotón (vía Pequeocio)

 

Los polos necesitarán su molde, pero si conseguimos buenas frutas nos quedarán muy ricos. A mi me encanta la combinación de fresa y plátano.

 

Polo de fresa y plátano
Polo de fresa y plátano (vía El cuaderno de recetas)

 

En cuanto a polos se refiere, podemos hacerlos además combinando sabores en capas, como en estos sugerente helados de banana split, con sus tres capas de fresa, piña-plátano y chocolate.

 

Polos de Banana Split Pudding
Polos de Banana Split Pudding (vía The recipe rebel)

 

Los helados de frutos secos aportan mucha suavidad y nutrientes, muy ricos, pero ligeros… lo justo. Todo depende también de la cantidad de azúcar que añadamos, claro. Algunos llevan hasta clara de huevo.

 

Helado de almendras
Helado de almendras (vía Hogarmanía)

El ansiado chocolate

Una de las cosas más atractivas de algunos helados es su cobertura de chocolate, ¡y es posible hacerla casera! Para lograrlos, después de desmoldar, debemos sumergir en el chocolate rápidamente, dejando que escurra un poco el exceso y dándoles la vuelta enseguida. Lo normal es que se solidifique casi al instante. A continuación, disponer los helados en la bandeja preparada a medida que los vamos bañando.

 

Cobertura de chocolate para helados
Cobertura de chocolate para helados (vía Directo al paladar)

 

Hay diversas recetas para la cobertura de chocolate, en muchos casos se usa manteca de coco, para una solidificación rápida y sin necesidad de meter en el congelador de inmediato. Esta nos vendrá también estupendamente para cubrir unas bolas de helado que hayamos hecho en una tarrina.

 

Cobertura de chocolate para helados instantánea
Cobertura de chocolate para helados instantánea (vía Recetas comidas)

 

Ya hablando de chocolate no podíamos dejar pasar la oportunidad de hacer un helado de chocolate casero, con o sin heladera, para que todos tengamos posibilidades. La siguiente es una receta bastante sencilla.

 

Helado de chocolate fácil
Helado de chocolate fácil (vía Con mis hijos)

 

Para terminar hoy Labores en Red nos despedimos con una canción veraniega sobre helados que me inspira esta entrada. Espero que la disfrutéis y dentro de poco estéis saboreando vuestras creaciones.

 

 

¡Que aproveche!

Panko para un rebozado ¡supercrujiente!

Panko para un rebozado ¡supercrujiente!

En Labores en Red siempre estamos probando cosas, en esta ocasión toca un rebozado diferente. No se trata de un simple pan rallado, sino del pan rallado denominado panko. Su origen es japonés y se fabricaba a partir de un pan sin corteza desmigajado, no pulverizado, por lo que los trozos son más grandes e irregulares. Se caracteriza por dar lugar a un rebozado mucho más aireado, ligero y crujiente. Es imprescindible en platos como el tonkatsu o las croquetas korokke.

 

panko
Panko en un plato, se puede apreciar la forma, color y textura.

 

bolsa panko coreano
Bolsa de panko coreano

Aunque el origen es japonés, podemos encontrarlo en cualquier tienda de productos asiáticos y con orígenes tan diversos como Tailandia, Corea… Del mismo modo podemos elaborarlo en casa. Con unas rebanadas de pan de molde, a ser posible de panadería. Retiramos la corteza y pasamos por la trituradora hasta que quede desmenuzado, en pequeñas migas. Extendemos en una bandeja e introducimos en el horno para que se vaya secando lentamente, sin llegar a tostarse. Una vez hecho esto, extraemos del horno, dejamos enfriar.

 

panko pan rallado tijeras
Panko, pan rallado japonés, ¡hazlo tú mismo! (imagen vía Kwam Homsai)

Algunas recetas en las que utilizar panko

Como hemos mencionado, un plato típico japonés que se reboza con panko es el tonkatsu. Se trata, ni más ni menos, de un filete de cerdo rebozado. Se pasa por harina, luego el huevo batido y a continuación el panko, para terminar friendo en aceite caliente por ambas caras.

 

tonkatsu
Proceso de elaboración del tonkatsu (vía Japonismo)

Las ya mencionadas korokke, con su rebozado extra crujiente y ligero. Revolucionarán vuestra manera de rebozar las croquetas a partir de ahora. De hecho, hay restaurante especializados en croquetas que ya no utilizan el pan rallado que conocíamos hasta ahora en favor del rebozado con panko.

 

Korokke croquetas
Korokke japonesas (vía Recetas japonesas)

Un aperitivo espectacular para deslumbrar a nuestros invitados podrían ser también unas gambas rebozadas con panko. Se acabaron las “gabardinas” aburridas.

 

gambas panko
Gambas rebozadas con panko (vía El berenjenal)

Siguiendo con la inspiración asiática, estos vistosos makis rebozados pueden suponer un aperitivo muy diferente a lo que tomamos habitualmente.

 

panko maki
Furia panko maki (vía Cocina 33)

Igualmente podemos disfrutar de otro nivel a la hora de hacer “nuggets” de pollo, rebozando auténticas tiras de pollo con nuestro nuevo pan rallado asiático.

 

nuggets pollo panko
Nuggets de pollo con panko y guacamole (vía Pepekitchen)

Unos calabacines crujientes son una opción para comer verduras que no debemos descartar. Además hechos al horno, mucho más sanos.

 

calabacín horno panko
Palitos crujientes de calabacín al horno (vía My gourmet connection)

Unas pechugas de pollo relleno con este rebozado son una idea brillante. Nada descartable y sugerente receta.

 

Pechuga pollo relleno panko
Pechuga con relleno italiano y rebozado de panko (vía Know kitchen)

Como golosos que somos también hemos buscado recetas de dulces en los que utlizar panko y no hemos visto gran cosa, a lo sumo aliñarlo con azúcar y canela, tostarlo un poco y utilizarlo como topping de postres con frutas y helados. Igualmente se nos ocurre recurrir a las croquetas dulces con este rebozado especial.

 

sweet panko fruit yogur topping
Panko dulce sobre fruta y yogurt (vía Upper crustent)

 

¡Buen provecho!

 

 

Galletas de chocolate para tardes de primavera

Galletas de chocolate para tardes de primavera

¡Hoy en Labores en Red nos levantamos golosos! Nos comeríamos una galleta. Es más, mejor si se trata de deliciosas galletas de chocolate. Si las hacemos en casa ya completamos el capricho. En anteriores ocasiones hemos hecho alguna galletita. También las hemos cocinado en el microondas, para no pasar calores. Hoy os sugerimos…

Algunas recetas de galletas

Las galletas rellenas tienen más complicación a la hora de hacerlas. Sin embargo, ¿quién se resiste a dos galletas por una?

 

Galletas de chocolate y jengibre rellenas de mascarpone
Galletas de chocolate y jengibre rellenas de mascarpone (vía Cocina tipo)

 

Rizando el rizo, si preparamos nuestras galletas rellenas de crema de chocolate tendrán un aspecto que hará salivar.

 

Galletas de chocolate con relleno de Nutella
Galletas de chocolate con relleno de Nutella (vía Cocina facilísimo)

Las pastas de té también son un clásico que entra en cualquier momento y lugar. No desaprovechemos esos baños de chocolate.

 

Pastas de té con chocolate
Pastas de té con chocolate (vía El rincón de los  sabores)

 

Otras veces nos apetece que sea la típica galleta de chocolate con trocitos de chocolate y… Iba a decir, bañadas también en chocolate, pero no abuséis, que luego vienen la operación bikini.

 

Galletas de chocolate fondant
Galletas de chocolate fondant (vía El aderezo)

 

Sin trocitos de chocolate también están buenas. Además son mucho más fáciles.

 

Galletas de chocolate caseras
Galletas de chocolate caseras (vía Comedera)

 

Unas galletas que enganchan son las llamadas “Digestive”, que de digestivas no tienen nada. Salvo… que entran fácilmente y pasan el proceso como todo lo demás. Por supuesto, con su capa de chocolate.

 

galletas chocolate
Galletas digestive con chocolate (vía Un domingo en mi cocina)

Tras una entrada como esta, es importante recordar… lo que es importante.

 

 

 

¡Buen provecho!

 

 

 

Recetas con piña para el niño y la niña

Recetas con piña para el niño y la niña

Hace días que llevo viendo en los escaparates y en los lineales de frutería piñas naturales. La piña es una fruta muy sana y ligera que nos aporta fibra y vitaminas. Desde Labores en Red vamos a elaborar una lista de sugerentes recetas para aprovechar la temporada.

Seleccionando una piña

Una buena piña, en su punto óptimo, deberá tener un aspecto fresco, con una piel sin golpes ni manchas, y una corona sana. El color de la piel debe tender al amarillo o dorado, si es muy verde delata la inmadurez de la fruta. La corona o las hojas de la parte superior deben mostrarse frescas y de color verde. Será pesada, ya que esta voluminosa pieza contiene mucha agua cuando está fresca

Si al estirar de una hoja del centro de la corona podemos mantener la piña en el aire, es que está verde, Si la hoja se desprende fácilmente al tirar con suavidad de una de las hojas centrales, está lista para comer.

 

piña
Piñas allá donde mires

Cortar y pelar una piña fresca

Cortar y pelar la piña fácilmente tiene su truco, sólo necesitamos una tabla y un cuchillo afilado. Cortaremos la corona y a continuación haremos cuatro cuartos mediante cortes longitudinales. Pelaremos la piña con un par de cortes más separando la piel de la pulpa. En mi caso también quito una porción del centro de la piña, que resulta demasiado fibroso. En un vídeo podréis apreciarlo mejor.

 

 

Si podéis resistir su fresco aroma sin empezar a comer trocitos, ya podemos cocinar cualquier receta con nuestra piña. En alguna ocasión las hemos incluido en ensaladas, ya que es una fruta que combina muy bien con lo salado.

¡Adelante con las recetas!

Personalmente me encanta incluirla en brochetas de frutas. Para las fuentes y fondues de chocolate es una fruta con una combinación fabulosa.

 

fondue caramelo con frutas
Fondue de caramelo o chocolate con frutas, entre ellas la piña (vía Nestlé)

 

Brocheta de frutas
Brocheta de frutas (vía Blog de cuina de la Dolorss)

No sólo fresca, también pasada por la plancha puede ser una fruta deliciosa, en esta ocasión con un poco de chocolate y crema de queso.

 

Piña a la plancha con crema de queso
Piña a la plancha con crema de queso (vía Cocina familiar)

 

La piña rellena es un clásico con el que te ahorras el plato. Tanto en su versión dulce de postre de macedonia, como en la salada en modo ensalada, con sus langostinos o jamón dulce y bien de mayonesa.

 

Piña rellena, versión dulce
Piña rellena, versión dulce (vía El Comidista)

 

Piña rellena, versión salada
Piña rellena, versión salada (vía Cuchillito y tenedor)

 

Otro formato muy habitual para la presentación de piñas es en tarta, ya sea al horno o sin horno, frescas e ideales de cara al verano. Os presentamos una serie de tartas de lo más sugerente, que resaltan especialmente el dorado de la fruta.

 

Tarta de piña con caramelo
Tarta de piña con caramelo (vía Una pizca de hogar)

La tarta invertida que presentamos a continuación nos habla de un ingrediente que viene a ser una premezcla para galletas, mezcla Bisquick Original, que podemos emular siguiendo la siguiente receta. No tiene gran misterio, pero el aspecto granulado es realmente delicioso.

 

Tarta de piña invertida
Pastel de piña invertida (vía Qué rica vida)

 

Tarta de piña sin horno
Tarta de piña sin horno de gelatina (vía La masera)

 

Tarta de flan con piña
Tarta de flan con piña (vía La empana light de Bego)

 

Cupcakes de Piña colada
Cupcakes de Piña colada (vía La repostería de Miguel)

 

Las carnes combinan muy bien con la piña, no en vano suele venir en el cerdo agridulce incluida, por ejemplo. ¿Qué tal unas costillas glaseadas? ¿y unas brochetas de pollo?

 

costillas
Costillas de cerdo glaseadas (vía Gastronomía & cía.)

 

brochetas
Brochetas de pollo con piña (vía Gurmé de Abc de Sevilla)

 

Una mezcla controvertida donde las haya es la pizza con piña, conocida como pizza hawaiana. Inventada en Canadá, 1962 por Sam Panopoulos, tiene sus amantes y sus detractores. Sin duda, algo tendrá cuando ¡resiste en las cartas de los restaurantes!

 

pizza
Pizza hawaiana (vía Cuánta razón)

 

creador
Sam Panopoulu con su polémica pizza hawaiana (vía Greek city times)

 

Bebidas refrescantes con piña

Ahora hablaremos de uno de los cócteles más conocidos elaborados con piña, en sus versiones con y sin alcohol. La piña colada es una bebida refrescante y con aires tropicales que fue presentada por primera vez el 15 de agosto de 1954 en el Bar Beachcomber del The Caribe Hilton, en San Juan de Puerto Rico. Un refrigerio que nos ayudará a trasladarnos en el espacio y en el tiempo.

 

colada alcohol
Piña colada con alcohol (vía Cóctel y bebida)

 

colada sin
Piña colada sin alcohol,  ¡va por ustedes! (vía Jazmín y canela)

¿Os gusta la piña en todas sus presentaciones?

¡Que aproveche!

 

 

2660.- Croquetas para gente coqueta

2660.- Croquetas para gente coqueta

Siendo ayer el #díainternacionaldelacroqueta no podía faltar una entrada dedicada a este jugoso manjar del que hemos hablado aún muy poco en Labores en Red. Mencionadas aquí anteriormente como una delicia para llevar en el tupper, para rellenar de ingredientes inesperados o como un formato de presentación de la quinoa. Aprovechando la merecida efeméride hemos visto muchas sugerentes recetas, desde rutas de la croqueta por ciudades españolas (como Madrid o Barcelona) a rellenos exóticos que la convierten en una delicatesen, más allá de la receta de aprovechamiento.

Croquetas con ensalada (vía Wikipedia)

El origen de la croqueta se sitúa en Francia, aunque es más popular en Sicilia, en los Países Bajos y en España, donde puede comerse como acompañamiento, plato principal, entrante o tapa. Podemos encontrar croquetas a lo largo y ancho del mundo con sus diferentes denominaciones: aloo tikki en India, Kroket en Indonesia, korokke en Japón, goroke o keuroquet en Corea…pero si queréis saber más sobre el origen de la croqueta, echad un ojo al enlace a continuación.

Sobre el origen de la croqueta por Biscayenne (vía El Comidista)

Mi dilema con las croquetas está en que “las de mi madre son las mejores”, sin embargo uno es consciente de que tu madre las ha hecho con la carne que los hijos no han querido tocar del cocido al día siguiente de ponerlo. Es más, en mi casa aún hoy le decimos “no, no quiero carne, mejor haz croquetas con ella”. Luego está la receta, no es que sea el secreto mejor guardado, pero es un hecho que todas las madres las hacen a ojo. Esto es así, que cuando te enseñan te dicen una cucharada (de tamaño indeterminado) de mantequilla, equis de harina, la leche, el sofrito de tropezoncillos menudos de lo que haya considerado oportuno aportar a las croquetas, ya sea la carne de cocido, pollo, bacalao… en una cantidad también variable. Y luego a reposar y a colaborar todos en dar forma y rebozar la masa. Implosible replicar cuando te independizas con exactitud, así que te vas conformando con masas más o menos blandas y jugosas hasta que, la rueda de la vida, hagas lo mismo con tus hijos.

Pero en la era de internet está solucionado: sólo hay que ir y copiar y medir de una receta con proporciones que asegure una masa de textura excelente. Hace años tuve que admitir que con las recetas para la dichosa thermomix, a la que tanta tirria tengo por hacer buenos a cocineros que no tienen mucha idea, son un chollazo a la hora de calcular proporciones acertadas.

¡Vamos allá con unas cuantas sugerencias!

Primero con el método tradicional, que todo hay que decirlo, pero para los torpes en la cocina nunca está de más repetirlo una y otra vez.

“No quiero carne… mejor haz croquetas” (vía De Rechupete)

Después las proporciones chulis para la máquina, al fin y al cabo, es ponerse a hacer la masa sin que quede mucho grumillo y estar pendiente de que no se achicharre nada.

Croquetillas de jamón… que la máquina sólo hace la masa, ¿vale? (vía Mis Thermorecetas)

Personalmente me encantan las de bacalao, porque me gusta el pescado y esta es una de esa formas de comerlo sin sufrir porque te encuentras espinas. Ideal para niños a los que hay que cebar sanamente en edad de crecimiento.

Una receta muy “de madre” con sus medidas a cucharadas y sus formas irregulares (vía Directo al paladar)

Otro formato que me dejó un poco loca, porque en mi casa no se habían hecho así nunca, fueron las croquetas de huevo duro. He de decir que yo soy muy de zamparme los huevos duros a bocados, sin más, por lo que me sorprendió gratamente encontrarme con un “gajo” de huevo en mi croqueta.

Croquetas de huevo (vía Bizcochela)

Vamos a ponernos exóticos para demostrar la versatilidad de una masa y un rebozado, salgamos de los clásicos del hogar para darle duro. La alta cocina también está a tu alcance… aunque sean ingredientes de los que nunca “sobran” en un hogar medio, siempre puedes recrear tu versión. ¿Que no tienes boletus ni los  sabes reconocer? Espera a que llegue la temporada de níscalos y puedas recoger algunos del campo, y quien dice níscalos dice champiñones, ¿por qué no?

Croquetas de cecina y rúcula (vía Rtve)

Croquetas de boletus (vía Pintxos ya)
Croquetas de queso de cabrales (vía Mis recetas caseras)

Las verduras también tiene su lugar en el mundo, naturalmente, y es que son muy buenas y ¡también quedan bien en las croquetas!

Croquetas de verduras (vía Hogarmanía)

También los veganos tienen su oportunidad de comer croquetas, que estamos siempre pensando en lo único: mantequilla, leche… Démosles también una oportunidad, a ver qué tal.

Croquetas veganas (vía Cuerpomente)

Y finalmente, como no podía ser de otra manera, ¿imagináis este crujiente manjar en su versión dulce? Pues las hay, de plátano, de arroz con leche… e incluso con pepitas de chocolate.

Croquetas dulces con chocolate (vía María Lunarillos)

No os sintáis mal si os habéis puesto alguna vez hasta arriba de croquetas, siempre podeís pensar en este campeón vasco, Patxi Bollos, que se tomó 236… y luego cenó.

Patxi bollos (vía Donostiando)
¿Cuáles son vuestras favoritas?
2648.- Turrones y mazapanes Produlce

2648.- Turrones y mazapanes Produlce

Un año mas hemos tenido el placer de asistir al pistoletazo de salida a la Navidad con las últimas novedades de turrones y mazapanes de la asociación española del dulce “Produlce” que reúne a lo mas preciado de esta especialidad en el Palacete de duques de Pastrana, en Madrid.
Como madrina de honor tenemos a María José Suárez que como bien dice los turrones y los mazapanes no pueden faltar en la mesa durante las fiestas”. 
Hay un concurso llamado #MiMesaEnNavidad en la que todos los participantes que suban la foto de su mesa decorada antes del 26 de diciembre, y siguiendo las bases del concurso que están en ” lo bueno se hace esperar “ , entraran en el sorteo de un lote de turrones y mazapanes y de la mesa preparada por la propia María José Suárez.
Como información les diré que España es el mayor productor mundial de turrones y mazapanes y que la mayor parte proviene de medianas y pequeñas empresas familiares. 
Que los principales países de destino de estas exportaciones son europeas pero que también está América y Asia entre otros.  Dentro de Europa nuestros principales compradores son Portugal, Francia, Reino Unido e Italia.
La palabra turrón viene de la palabra torrar que significa asar y procede del latín. Sus ingredientes principales, la almendra y la miel, ya fueron utilizados en Al Andalus para elaborar dulces. Ya en el siglo XVI existía la costumbre de tomar turrón en Navidad.
En el caso del mazapán es de procedencia árabe y fue introducido desde el sur. Aunque algunos dicen que fueron los griegos, italianos o franceses. Durante la época cristiana se producía el mazapán bajo el nombre de “panes martius” o “pan de marzo” y los lugares tradicionales de fabricación son Toledo y la Rioja. 
Cada año tenemos mas texturas, formatos y sabores. A mi me recuerda mucho en verano a los helados ¿verdad que cada año descubrimos un sabor nuevo?
Como novedades me quedo con : la bandeja surtida de turrones de chocolate el almendro (que es como la cajita esta de bombones surtidos, que no sabes cual comerte primero …) , y de la confitería Delaviuda que tienen el turrón crujiente de café con canela de Ceylán.
1880 con su línea de productos originales que data del siglo XV o el turrón de tarta de chocolate Sacher de LaCasa que es un bizcocho con mermelada de albaricoque.
Vicent Natura me dejó toda loca con el de praliné de pipas de calabaza fritas con un toque picante y chocolate blanco y el cremoso de almendras que está inspirado en los postres de El Barrio de Albert Adriá con una receta original de la pastelería Prats Fatjó de Barcelona.
Pero hay muchos mas porque “lo bueno se hace esperar” 🙂
¿Y tu, eres de turrones y mazapanes?
¿Cual es el dulce típico que no falta en tu mesa en Navidad?
2644.- Ideas dulces y saladas para cocinar con yogur

2644.- Ideas dulces y saladas para cocinar con yogur

A raíz de la entrada sobre el kéfir busqué recetas en las que aprovecharlo, muy sencillo, cualquier cosa en la que usemos yogur. En labores en red nos encantaría recopilar una selección de recetas en las que usar yogures, ya sean dulces o saladas, ¡para chuparnos los dedos!

Hay vida más allá del clásicazo bizcocho de yogur que cada abuela y cada madre podrían recitar de memoria: Un vasito de yogur (de limón, natural o de lo que esté a punto de caducar en la nevera), una vasito de aceite de girasol, dos vasitos de azúcar, tres vasitos de harina, tres huevos y un sobrecito (16 g.) de levadura química o polvo de hornear… y ¡pim, pan, pun! ¡bizcocho para toda la familia!

Bizcocho de yogur (vía Pequerecetas)

Empecemos con un entrante ideal de cara a las próximas fiestas, ¿queréis dejarles con la boca abierta?

Yogur con huevas de lumpo y manzana (vía Gastronomía y cía.)

Otro entrante sabroso es el tzatziki, el clásico, de yogur y pepino, o esta alternativa con aguacate.

Taztziki de aguacate (vía Gastronomía y cía.)
Vasito de yogur con pepino y cebolleta (vía Mi thermomix y yo)

Ya sea fría o caliente podemos probar la sopa spas, típica de Armenia.

Spas, sopa típica de Armenia (vía Cocinar light)

Podemos usar el yogur como aliño para las ensaladas.

Vinagreta de yogur (vía Estoy hecho un cocinillas)
Ensalada de col con manzana (vía Pizca de sabor)

También para elaborar salsas ligeras y sabrosas.

Salsa de yogur y curry (vía Una receta)

Crema de calabaza con salsa de yogur (vía Moreira Galega)
Judías verdes con salsa de yogur al curry (vía Gurme – Abc Sevilla)

Hay ricas bebidas refrescantes como el ayran, del que ya hemos hablado anteriormente, o el indio lassi, que puede ser dulce o salado.

Lassi de mango (vía Hogarmanía)

Y llegamos a la apasionante parte de los dulces.

Gelatina de yogur y fresas (vía Las recetas de Laura)

Crema rápida de yogur y limón (vía Pequerecetas)

Tarta de yogur y frutas del bosque (vía Uno más en la familia)

Mousse de yogur y chocolate (vía Crecer feliz)

¿Tienes alguna receta favorita que se elabore con yogur?
2636.- El kéfir y cómo usarlo

2636.- El kéfir y cómo usarlo

El kéfir es un producto lácteo similar al yogur líquido, fermendado mediante levaduras, hongos y bacterias, así como el hongo que los produce. El kéfir consume la lactosa de la leche transformándola en ácido láctico, además de dióxido de carbono y una pequeña cantidad de alcohol. Los gránulos tienen un aspecto similar a una coliflor gelatinosa; es una masa biótica simbiótica que combina bacterias probióticas, levaduras, lípidos y proteínas. Es curioso que, pese a presumir de montones de probióticos, este producto no esté en boca de todos y pasando de mano en mano, a pesar de la moda existente en relación a los beneficios casi mágicos de los mismos. Últimamente se habla mucho de la kombucha,  otra bebida fermentada que no guarda relación con el kéfir y que
muchas veces se confunden términos mal denominándolo “kefir de té”, por cierto, también con propiedades “milagrosas“.

Kéfir junto a moneda, foto de De Manuel Almagro Rivas – Trabajo propio, CC BY-SA 4.0 (vía Wikipedia)

Los gránulos de kéfir tienen el encanto de la masa madre del “bizcocho de las monjas“, que se va compartiendo entre personas, dentro de una comunidad, para producir cada uno en su casa el producto necesario para su consumo diario.

Yo aún estoy pendiente de conseguir unos gránulos, no parece tarea fácil, de hecho alguna de mis fuentes aún lo tienen chiquitín, no están listos para compartir, y otra fuente no quiso compartirlo porque no pertenezco a su “secta”… (o_Ô) ¿en serio? Pues con su pan se lo coma. También dicen que se pueden conseguir en herbolarios y yo he visto que lo venden por internet, pero sigo ansiosa de localizar alguien que me ceda generosamente una porción por el método tradicional: de mano en mano y de buen rollo, como gente de una misma  comunidad.

El kéfir y sus propiedades “casi mágicas” (vía Natursan)

El mantenimiento del kéfir es complejo, hay que alimentarlo casi diario, hay que estar pendiente del producto y de añadirle leche fresca a diario para que no se muera, ¡es un producto vivo! Casi como tener una mascota.

Frasco de kéfir, ahí, fermentando felizmente siguiendo buenos consejos de cuidado (vía Bake-street)

Dependiendo del tamaño del “hongo” que heredemos obtendremos diariamente una cantidad más o menos regular de producto final, quizá al principio un única vaso diario de kéfir, o si crece mucho con ayuda del calorcillo del ambiente, en verano suelen aumentar más, y los buenos cuidados, podemos obtener un litro o más. De modo que, aparte de bebernos sencillamente el kéfir como un yogur líquido, puede que nos surja la necesidad de elaborar alguna recetilla para nosotros, para compartir con la familia o para presumir fuera de casa de nuestro buen hacer culinario.

Hachapuri, tortas de Georgia rellenas de queso (vía Petitchef)

Podemos realizar sopas o añadirlo como la crema o nata a platos salados que lo requieran.

Sopa fría, realizada con kéfir (vía El blog del kéfir)

Elaborar bollería en la que en otras casos añadiríamos yogur corriente.

Bizcocho de kéfir (vía Encontrar la felicidad en los detalles)

Tarta de queso y limón con kéfir (vía Loulanatual)

Darle vidilla a nuestras macedonias de fruta, así como a nuestros batidos.

Fresones con kéfir (vía El blog del kéfir)

También podemos utilizarlo para elaborar helados.

Helado de kéfir con higos a la lavanda (vía La flor del calabacín)

Podemos usar el fermento del kéfir para elaborar nuestro propio pan. El pan casero siempre es una buena idea y podemos añadirle mucho más de lo que pensamos. Lo importante como siempre es la paciencia y una buena proporción.

Pan de kéfir usado como férmento frente a pan con agua (vía Epicúrratelo)

Igualmente, si no tenemos tanta paciencia con los fermentados y levados, podemos añadir el kéfir a nuestras recetas de pan como un ingrediente más.

 
Pan con kéfir en forma de hogaza (vía El Amasadero)

¿Conocías el kéfir antes de que se pusiera de moda en mundo de los probióticos?
¿Perteneces a un grupo donde se comparta de buena fe o lo has comprado?
¿Tienes alguna receta propia para aprovecharlo debidamente?

Actualización: Como me parece interesante listar algunos sitios que donen o compartan kéfir, puede que vaya apuntando algunos al final de esta entrada. 
Si conocéis alguno seguro que habrá quien lo agradezca si lo dejáis en los comentarios 😉
  • https://regalarkefir.blogspot.com.es/
  • https://www.facebook.com/groups/109011352511846/
  • http://foro.infojardin.com/threads/regaladores-altruistas-de-kefir.2948/
  • http://kefir.webcindario.com/
 

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar